jueves, 9 de octubre de 2008


16 comments
¿Puedo ser sincera?
¿Puedo escribir las cosas sinceramente?

Hoy me desperté temprano, con muchas ganas de quedarme en un rincón de mi cama todo el día; aun así me pare para prender el boiler y meterme a bañar, entre esos dos procesos me recosté un rato tratando fuertemente de que no quedarme dormida de nuevo, quince minutos mas tarde estaba ya en la regadera dispuesta a empezar un nuevo maldito día. Después de mis ocupaciones regrese a mi departamento, me esperaba una plática incomoda, pero saludable para mi estado emocional, que con estas hormonas chingandome la vida, no es del todo el más equilibrado.
Ya pasado el medio día, me dispuse a hacer la comida, al terminar comí desganada sólo por el simple hecho mecánico de introducir algo en mi boca para no enfermar; han pasado días en los que olvido comer y sólo atino a reírme.
De nuevo dormí para no sentir o pensar un rato, desperté ya pasadas las cuatro de la tarde y decidí no ir a esa clase tan tediosa donde sólo seguiría pensando en una sarta de idioteces que no me convenía pensar.
Me sentí mejor y decidí ir a la escuela, camine como quien no tiene rumbo, mire a niños jugar, una rata muerta, carros, personas y todo era muy igual, esta vez no puse atención a los colores que me rodeaban, no descubrí nada nuevo, ni fantasee con las hojas secas del camino que tomo a mi aula. Mis ojos empezaron a ponerse rojos y el viento estaba helado, el suéter ligero que opte por ponerme antes de salir de mi cuarto resulto de gran ayuda.
Antes de empezar mi clase comencé a sentirme más desganada, mis manos estaban frías, mi boca caliente y mi frente alertaba un poco de calentura, no hice nada al respecto, hice mi trabajo y fume un cigarro sólo para ver qué pasaba y la verdad no paso nada.
Fui a la casa de mi amiga L. mire una película, tomé un té, comí galletas y regrese a mi departamento.
Las nimiedades resultaron todo un conjunto de estratégicos pasos para pasar mi día lo más rápido posible, funciono.
Sigo con la misma pregunta que al despertar: ¿Cómo puede haber gente tan egoísta?
También sigo sin respondérmelo, creo que nunca lo haré y estoy empezando, ya que faltan quince minutos para la una de la mañana, en que tal vez estoy conforme con la idea de no tener ya mas a ese tipo de gente en mi vida. Por mas que ame, o quiera, o necesite...


viernes, 3 de octubre de 2008
Figurate que.


14 comments
Y es que yo aun no le hayo mucho chiste a eso de estar viviendo sola. Limpio, cocino y todas esas cosas domesticas igual que en mi casa de Ensenada. Mis días ya no son tan (y énfasis en el tan) tediosos, por así decirlo por que la verdad y es que no me canso de repetirlo, la escuela y sobre todo por que es la universidad, si que me sienta bien.
Hoy, bueno, mas bien ayer, empecé con eso del servicio social de primera etapa, supuestamente lo tengo que acabar antes de tercer semestre, pero es pura presunción ya que muchos de semestres mas avanzados no tienen más que cincuenta horas acumuladas y por que vendieron los dichosos boletos tan afamados de el sorteo UABC, que son prácticamente obligatorios, yo me vi bien influyente y los regrese completos, tuve que soportar el discurso de la vida y etc. de mi director pero como estoy en la Facultad de Humanidades eso implica que si se nos obligara a venderlos, sería por supuesto propósito de huelga mundial o mínimo un encadenado a una palmera. Eso de las horas por que uno tiene que cumplir con trescientas y aunque ahorita no parece importar mucho al final de la carrera te enchorizan con esos detalles pero que pues, después de dos meses yo no me preocupare por esas venditas horas, con veinte me darán por cumplido mi servicio social, digo, hasta que empiece cuarto semestre y tenga que hacer las horas de servicio de otro tipo, ¡ay esta universidad y su administración! Pero, continuando con esto de mi servicio, pues que me quise ver bien cool y decidí entrar a un programa de círculos de lectura para niños de primaria, la experiencia en-can-ta-do-ra y eso con un dejo de desprecio hacia los niños por que aunque yo fui una algún día no dejan de incomodarme, no es que los odie o tenga algún conflicto existencial de mi infancia, pero hay cosas mas interesantes que un niño que por todo dice ¡yai! Igual han de tener su encanto, pero a mi no me derriten sus caras de cachorro. Tampoco los culpo, algún día también se tendrán que dar cuenta de todo lo que implica existir y pues nada eso ya es mas filosófico y hoy no estoy para esas cosas.
Para llegar a la primaria donde hago mi servicio, tomo un camión y una muy común calafia (microbuses región cuatro) es chistoso como parece que conociera el camino y por donde es que ando, pero la verdad es que no y no me perdido y aunque lo hiciera no me interesaría mucho. Sabia que Tijuana era grande y por lo tanto compleja, pero ahora que lo estoy experimentando, pues tampoco tiene mucho chiste. Ya después que me pierda veré si cambio de opinión.
Sí, es muy obvio que hay tantas cosas que quiero escribir que no me alcanza una noche, ya es tarde y acabo de terminar de limpiar así bien mundialmente mi departamento, mis manos huelen a cloro y mi cuerpo está cansado, así que por ahora hasta aquí la dejo.


miércoles, 1 de octubre de 2008
de la escuela


14 comments
Estoy en la escuela. En el salón de clases se encuentran varios de mis compañeros que apenas conozco y que en realidad me da muy pocas ganas de conocer, fue lo mismo que dije cuando en tercer semestre de prepa entre a un nuevo salón al final me sorprendí de que al salir a varios le tome cariño, sin embargo en esta ocasión realmente, realmente carezco de interés, no son más que del montón de inadaptados que estudian en la facultad de humanidades para sentirse importantes y especiales en un mundo dónde importa más otro tipo de carreras.
Un sin fin de cosas pasan por mi cabeza y pues no es para menos, la clase en si, consistió ir a las computadoras de la escuela a mandar un correo al profesor para que nos mandara el trabajo para el día de hoy, Hotmail es un asco y todos con mínimo conocimiento al respecto han de saberlo, no funciono la dichosa contestación por lo que al final el trabajo quedo en el correo grupal, nadie hizo nada y el profesor mientras escribía esto ya se ha ido a comer. Suele dejarnos mucha tarea y cosas por hacer que al final no revisa, no toma lista y quién sabe si revisa el maldito blog que nos mando crear para subir otro tipo de trabajos.
Tener mi lap en clases me ha resultado tan eficiente, se me pasa el tiempo rápido y eso para clases de dos horas y a veces poco interesantes, es sumamente genial. Del internet puedo tener muchas quejas cuando quiere da buena señal y buena descarga, hoy por ejemplo me es sumamente difícil poder abrir una página. Para poder postear esto seguro hare milagros titánicos sin exagerar. Bueno, es obvio que exagero.
En fin, en la clase que sigue si trabajo, son cosas fáciles de hacer y prefiero estar haciendo algo que esperar a que empiece la siguiente clase para tampoco hacer nada y así sucesivamente.
Y esto de estar valiendo ya llego al punto de molestarme, algunos están gritando mientras platican y me irritan. Pero igual es como siempre sólo cosa de que soy una pequeña muy amargada.
No sé por que no había escrito nada, pues ganas y tiempo he tenido, es sólo decidía supongo.
PD. Tuve problemas con mi Laptop y no fue bonito ese asunto.Esto lo escribí el día lunes 29.

S; sin nombre
///
SONIA LÓPEZ
28 años
escribir y fotografiar
dormir y vivir...

+
contacto;;
MailFlickrTumblrIG